Registro único de pacientes de fase I

Cataluña tiene en marcha desde comienzos de 2007 un registro único de pacientes de estudios de fase I. Éstos se llevan a cabo en unidades especializadas de varios hospitales de España.

Un requisito común de estos estudios, para evitar la profesionalización de los pacientes, es que transcurran al menos 3 meses entre participación y participación y que no tomen parte en más de 4 ensayos al año. Como bien sabemos, generalmente el paciente no recibe ningún beneficio terapéutico porque suelen ser individuos sanos, por lo que para que la balanza beneficio-riesgo se compense se les suele remunerar en cierto modo (¿400 €?). Si se pagara mucho más, se les induciría a vivir de este tipo de ensayos y no es ni mucho menos su propósito. Más bien es una forma de poner su granito de arena a la ciencia. Gracias a ellos nuevas moléculas podrán avanzar en la larga carrera clínica.

¿Cómo controlar si un paciente ha participado recientemente en un ensayo de fase I? Si no es en el mismo hospital, o incluso en el mismo servicio, deberemos preguntarle y creer lo que nos diga. Digamos que no es la mejor forma de evitar la profesionalización. Por eso, la Generalitat ha lanzado un proyecto de registro único de participantes para intentar controlarlo, según se comenta al final de un artículo del periódico «El Público».

¿Será eficaz? Ya lo veremos.

Te gusta?
Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.